Home Capitulo II Página 28

Todo va demasiado deprisa, todo cambia según lo establecido

No hay esperanzas en el futuro.

Él no sabía no era un eximirte del efecto causa -

La acción es tan solo un efecto inmediato.

Tienes derecho a saber los porqués.

El cómo y el cuándo: No lo sabe nadie. Solo EL.




Página 28

 


LA SÉPTIMA PUERTA

CAPÍTULO II




Bueno vosotros sí, ya lo sé, pero vosotros no estáis aquí, vosotros solo veis desde lo justo, o desde los injusto, desde el bien o desde el  mal, desde lo que habéis traído, y de aquello que os habéis llevado.


Esto es otra cosa, desde aquí es distinto, la esencia tan pura o impura que se mantiene inerte en los espacios infinitos, no necesita del pan, ni de la carne, ni del vino, ni siquiera la hipoteca, las mentiras, los complejos ni los vicios, desde allá, es otro dolor, o el mismo, pero distinto, estar aquí es una oportunidad, y para vuestro espíritu un suplicio, ver desaprovechar la vida, cuando se conoce el infinito.


Para los de acá, la vida, Como te diría yo, como escuche el otro día, (La vida es así) Que pena Dios mío, que la gente que la gente tenga que amoldarse al miedo, a la hipocresía, al dolor y al fuego, y con las heridas que van arrastrando los sucios caminos, sin mirar siquiera si es otro el destino agarrarse a ruedas, presas de molinos, que exprimen el alma en puros desánimos.


Hasta aquí llego hoy, es otra cosa y más de lo mismo, te lo diría de otra forma. Yo ya he cumplido, mis promesas las cumplo si puedo, y mis sueños los comparto contigo. No me quejo, no culpo a quien no debo, y menos a mis amigos, pero la rueda que rueda cortando cabezas, exprimiendo sangre de los más dolidos, no sabe y le explico que la rueda, rueda en los dos sentidos y el dolor aunque en otro lugar seguirá siendo el mismo.